Lamentablemente, mucha gente no puede comerse unos huevos fritos como estos. / J. Lastras

El zaragozano Pablo Murillo acaba de publicar “Cocina fácil para alérgicos” (Alianza Editorial), un libro que ofrece un recetario de platos sencillos de preparar especialmente concebidos para aquellas personas alérgicas a algún tipo de alimento.

Cuando se diagnostica una alergia a algún alimento, el afectado entra en un mundo desconocido para él y tiene que empezar a investigar sobre los procesos y aditivos empleados por la industria, para adquirir aquellos conocimientos que le permitan cambiar su manera de comer sin consecuencias negativas. Si el diagnosticado es un niño, la situación acaba por convertirse en alarmante.

En la primera parte del libro, la doctora Susana Monzón Ballarín, alergóloga, nos explica cómo la alergia es un mecanismo de defensa que se manifiesta con distintos tipos de trastorno y describe los principales alérgenos alimentarios (huevos, leche de vaca, pescados, legumbres, frutos secos, mariscos etc.) para concluir con una serie de normas prácticas y precauciones a adoptar.

La segunda parte es la compuesta por el recetario del autor, cuya hija es alérgica a los pescados, a los frutos secos y al huevo. Los primeros momentos de convivencia con un proceso alérgico alimentario son complicados. No hay mucha información y la propia enfermedad resulta un tanto misteriosa. Esta obra trata de recoger en un práctico manual una serie de normas de convivencia, informaciones y por supuesto muchas y variadas recetas de cocina aptas para personas con alergias alimentarias.

Todas las recetas están elaboradas a partir de ingredientes de fácil acceso y al gusto de la tradición culinaria española y están divididas en papillas para bebés, primeros platos, segundos, postres y salsas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.