La crisis se lo pone difícil a la hostelería. / Foto: A. Tolosa
La crisis se lo pone difícil a la hostelería. / Foto: A. Tolosa

La crisis económica ha provocado el cierre de unos 50.000 bares en toda España desde 2008 hasta 2012, causando a su vez una caída del 13% (8.000 millones de euros menos) en la facturación del sector, según un estudio hecho público este jueves por la Federación Española de Hostelería (FEHR).

La recesión, sin embargo, no parece haber hecho mella en el grupo que engloba restaurantes y puestos de comida donde hay 3.000 establecimientos más que en 2008. Después de los bares este grupo es el siguiente más numeroso del sector de la hostelería, con 73.023 locales en 2012.

En el caso de los bares, el informe, realizado por Manuel Figuerola, asesor económico de la FEHR, atribuye los cierres a un conjunto de factores directamente vinculados a la recesión económica, como la reducción de las ventas, el recorte de los precios y el aumento de impuestos y de costes como los energéticos o las licencias de terrazas.

El informe, titulado Los Sectores de la Hostelería en 2012, recalca que la inmensa mayoría de estos establecimientos son negocios familiares. De hecho el 95% de los bares tienen menos de 10 trabajadores, y de ellos casi la mitad (el 45%) no tienen ni siquiera asalariados porque dependen de autónomos directamente.

Aún así, pese a los cierres y la crisis, los bares españoles movieron en 2012 51.363 millones de euros, una cifra de negocio que representa el 43% de todo el sector hostelero.

A juicio de la FEHR el sector de los bares tiene «un problema estructural de exceso de oferta» que se ha visto agudizado ahora por la crisis.

Según sus datos, en 2012 había 197.391 establecimientos de bebidas (uno por cada 235 habitantes) que tuvieron una producción de 51.363 millones de euros, lo que representa el 43% del total de la hostelería, según los datos del estudio.

MÁS DE 300.000 ESTABLECIMIENTOS HOSTELEROS

El conjunto de la hostelería, compuesto además de por los bares, por los restaurantes, cafeterías y hoteles, suma, según el estudio, algo más de 300.000 establecimientos, con una producción de 119.823 millones de euros, y dan empleo a 1.322.200 trabajadores.

Según la FEHR, estos establecimientos son responsables en gran medida del desarrollo del turismo, con una elevada participación en la formación del PIB nacional, algo superior al 7%. Sólo el sector de la restauración (restaurantes, cafeterías, bares y colectividades), representa el 6% del PIB con una producción de 102.713 millones de euros, correspondientes a los 283.732 establecimientos censados.

Por último el informe refleja que, en general, el descenso de la producción de la hostelería durante el año 2012 ha sido evidente. Se estima cercano al 1,5 % global. Pero en términos reales, deflactando por el valor de los precios de este sector, se ha producido una caída real cercana al 2,5 % que comparado con el descenso de la economía, que fue del 1,7%, muestra un perfil más recesivo que el del conjunto de la economía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.