La cooperativa Hojiblanca lanza este mes al mercado una nueva línea de aceites monovarietales virgen extra en botellas de 250 cl y un nuevo dosificador. Además, la marca ha rediseñado sus vinagres de Jerez y de Módena y su aceite Esencia Hojiblanca en un formato de 750 cl y una ampliación al tamaño de 250.

Se trata del aceite variedad Cornicabra, nombre que recibe de la forma de cuerno de su fruto. Originaria de Mora de Toledo, esta variedad amarilla con eeflejos verdosos es frutada y con un equilibrio entre dulce, amargo y picante, según explica Hojiblanca en una nota de prensa.

La variedad Arbequina se originaria de Arbeca (Lérida), de donde recibe el nombre, cuyos aceites son jóvenes y muy frescos, que necesitan estar en las oscuridad y a temperatura baja. La Verdial tiene aceites afrutafos con sabor muy dulce y agradable sin amargor ni picante.

Todos se pueden adquirir en grandes establecimientos y puntos de venta habituales. Para la elaboración de los nuevos aceites, Hojiblanca selecciona aceitunas de más de 46 millones de olivos de Andalucía, Extremadura, Castilla-La Mancha y Cataluña. Su objetivo con estos nuevos productos es superar las cifras de 2011, año en el que lanzó al mercado 173.000 toneladas de aceite de oliva virgen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.