Las primeras cerezas del Jerte llegarán a los mercados en los próximos días / JC Morales
Las primeras cerezas del Jerte llegarán a los mercados en los próximos días / JC Morales

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida Cereza del Jerte prevé una excelente campaña de cereza y picota, pese a que este año se presenta con algo de retraso por cuestiones climatológicas.

Tras comenzar a certificar las primeras cerezas de la variedad Navalinda, la única que tiene pedúnculo certificada en el Valle del Jerte, éstas se encontraran en el mercado en los próximos días, con la contraetiqueta que garantiza su máxima calidad.

El presidente del Consejo Regulador de la D.O.P. Cereza del Jerte, José Fernández, ha explicado que la presente campaña contará con una producción menor que la del pasado año, entre un 25% y un 30% menos, y con un retraso de entre diez y quince días.

En el Valle del Jerte el cultivo de las cerezas se desempeña de una manera natural, tradicional y sin aditivos, lo que consigue que las cerezas y picotas tengan un sabor peculiar y un elevado contenido en vitaminas, oligoelementos, flavonoides, etc.

Tras la selección a pie de árbol, de acuerdo a un riguroso control de calidad, sólo las mejores se identifican con el sello de la Denominación de Origen Cereza del Jerte.

Aunque existen muchos tipos diferentes de cereza, la variedad principal en la zona del Jerte es la picota (cereza sin rabito), que no estará en los mercados hasta la primera semana de agosto.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.