universidadelche
El repostero Paco Torreblanca y el cocinero Quique Dacosta apostaron por un papel de la gastronomía en el ámbito universitario, tras ser investidos este jueves como doctore Honoris Causa en Bellas Artes por la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche (Alicante).  Ambos recibieron la distinción con «honor» y «satisfacción».

Torreblanca recordó cuando se cuestionaba si la gastronomía o la pastelería podían ser un arte, una idea de la que es partidario, al tiempo que señaló que en Francia ambas disciplinas están reconocidas por la Academia de las Ciencias y las Artes.»Es un valor mayor que se nos reconozca en Arte, no lo digo con vanidad, sino con agradecimiento, porque al final no es un arte efímero, es un arte de la memoria», manifestó.

Por su parte, Dacosta dijo que no imaginaba ni en sueños que la universidad le tuviera en cuenta, sobre todo cuando, como el propio restaurador se define, es «un cocinero autodidacta en todos los sentidos» y que no ha pisado «nunca una universidad», menos  cuando le han llamado para este tipo de actos.

 

«Estoy súper satisfecho, es uno de los días importantes de mi vida, espero contribuir a la divulgación y a la formación de la gastronomía en la universidad, y tengo el placer de aceptarlo y de compartirlo con el doctor Torreblanca, uno de mis mentores», enfatizó Dacosta, según informa la propia universidad.

Por su parte, el rector de la UMH, Jesús Pastor, ha incidido en que tanto Torreblanca como Dacosta «tienen suficientes méritos acumulados como para merecer el nombramiento». La institución universitaria quiere «potenciar» su rama gastronómica, por lo que ha considerado «apropiado» que ambos «se ligasen al claustro y que en el futuro colaborasen en temas de formación y divulgación», concluyó Pastor.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.